El hecho de tener un vehículo es generalmente una gran ventaja no solo para nuestro uso personal sino también familiar y/o de trabajo. Pero esto también implica alta responsabilidad en el cuidado y mantenimiento, pues tener un auto en buenas condiciones es mucho más seguro, confortable y de gran beneficio para proveerle una mayor vida útil. Cuidar nuestro auto requiere de tiempo, dedicación e inversión.

Anuncios

Consejos para mantener el motor en óptimas condiciones.

  • Revisar el aceite: se recomienda hacerle revisión y cambio de aceite cada vez que hayas recorrido entre 5 u 8 mil km/h. Así mismo, es importante reemplazar el filtro cada vez que hagas este cambio.
  • Controlar el estado de los amortiguadores: es importante para comprobar si existe alguna fuga de aceite.
  • Hacer mantenimiento a la batería: revisar los niveles de líquido cada tres meses preferiblemente, debes agregar líquido especial para baterías o en su defecto agua destilada.
  • Revisar los filtros de aire: es recomendable hacerles revisión cada dos o tres meses y cambiarlos si notas que están muy sucios.
  • Revisar los frenos: incluyendo los discos, el nivel de líquido, el pedal y las pastillas.
  • Examinar los neumáticos o llantas: es importante controlar la presión del aire y verificar que no exista presencia de bultos, grietas o desgaste exagerado.
  • Realizar alineación y balanceo: Es de suma importancia el balanceo para evitar que se produzcan vibraciones en el volante. Por otra parte, la alineación ayuda a mantener una dirección más precisa y que los desgastes en las bandas sean más parejos.
  • Cambiar las correas: se recomienda cambiarlas cada vez que hayas recorrido alrededor de 40.000 km/h.
  • Supervisar las luces: Incluyendo faros delanteros y traseros, revisar que los focos funcionen y enciendan perfectamente, que no dificulten la visión tanto para nosotros como para otros autos.

Consejos finales

Es importante llevar en tu auto a todas partes que vayas un completo juego de llaves, focos y fusibles de repuesto, entre otras herramientas que consideres útil para la reparación y seguridad de tu vehículo. Así mismo, se recomienda que registres el kilometraje del carro y el gasto de combustible constantemente, esto te beneficia para tener un mejor control de los cambios de aceite. Por último y no menos importante es indispensable mantenerte en contacto con un mecánico de confianza que aclare todas tus dudas.

Anuncios